jueves, 23 de marzo de 2017

Una corbata del Rey emérito para Gloria Fuertes

Yo siempre estoy en la Gloria”,
decía mi Gloria Fuertes,
sacando punta a los versos
como una niña riente
y enfurruñada que sabe
escriturar los papeles
y hacerlos volar al aire
doblados en varios pliegues
como alas de mariposas
por ver si en él se mantienen…
Hasta hoy se han mantenido
sus poemas indelebles,
ya amarillos como el oro,
ya blancos como la nieve.
Unos son para “mayores”,
otros son para los “peques”,
todos van de mano en mano,
todos vuelan, suenan, huelen,
están vivos en los libros,
nos recrean y entretienen,
juntan –¡qué don que tenía!-
las dulzuras con las hieles.


Era Gloria una “poeta
de guardia” continuamente;
con dos tintos o dos güisquis
pintaba la vida breve:
así soy yo”, comentaba,
y vosotros, si os parece”.
Y, claro, nos parecía.
¿No les pareciera a ustedes?
Porque nos hacía un guiño
de aquiescencia a sus quehaceres
con esa astuta malicia
que le brotaba en las sienes
y decíamos que sí:
que sí, Gloria, nos parece”,
mirándonos recalcados
en cuatro renglones ternes
que expresaban lo que todos
los humanos bien entienden:
no a la guerra, sí a la paz,
amor con amor se tiene”,
que el que no goza de amor
no sabe lo que padece.


La conocí ya mayor,
después que en sus Lavapieses
se codeara con Hierro
y otros vates celeberres,
tal Gabriel Celaya, el vasco,
que era un niño áspero a veces,
o el divino Rafael
que se apellidaba Alberti
y en la Roma “caminante”
soñaba con los cipreses
de “La arboleda perdida”
allá en un puerto de peces
-Puerto de Santamaría-
entre gatos siameses.
Tiempos pasados aquellos
de vino va, güisqui viene
mientras la noche caía
como una bella durmiente
a la que la luna ronda
pepona de coloretes… ,
y su voz ronca rompía
la seriedad del ambiente
cual ola gigante y bronca
que las rocas estremece.


¡Ay, si mi Gloria viviera!
¡Ay, si mi Gloria volviese!
¡Y cómo se reiría
de tanto autosuficiente
como pulula hoy en día
por este país de “memes”!
Un día que el Rey emérito
dio en el Palacio de Oriente
una copa a los escribas
del Reino, mandó a su Alférez:
Llévale a Gloria a su casa
mi corbata, pues la quiere,
me la acaba de pedir,
creo que se la merece,
en Alberto Alcocer, ocho,
se la dejas y te vienes”.
Y así fue, que yo lo vi
a la mañana siguiente.
La “mujer de verso en pecho”
se la puso hasta la muerte.

91 8470225

miércoles, 22 de marzo de 2017

A la patinadora de la luna

Querida y admirada
María Teresa León,
“patinadora de la luna”
naranja-limón,
te cuento un cuento,
pónmelo atención:
Éranse una vez
la vaca, el ratón,
el sapo, la sapa,
la rata, el lirón,
el gato, la gata,
el tigre, el león,
el lobo, el cordero,
la hormiga, el bison-
te, la tortuga,
el camaleón,
la hiena, la sierpe,
la cabra, el cabrón,
la araña, el araño…
y el bobalicón
Juan, al que su madre
no daba razón
por ser tonto, tonto
de capirotón
en casa, en la calle
y en toda ocasión.
Llegado el Diluvio,
todo ese montón
del diestro Noé
entró de aluvión
en el arca sacra
como prevención
no fueran a ahogarse
y adiós SALVACIÓN.
El caso es que Juan,
el bobalicón,
a costa de ellos
se ganó un pastón.
“Todo para el pueblo”,
dijo con pasión,
pero sin embargo,
como era guasón,
le timó a las bravas,
y de sopetón
se guardó en el bolso
-ay, chitón, chitón-
un animalico
listillo y parlón
que era como él
de bravo y faltón.
¿Adivinaréis
ya la solución
del cuento contado
para diversión
de buenos y malos
y sin distinción?
El ser engañado
cuesta. PREVENCIÓN.

91 8470225
   

martes, 21 de marzo de 2017

Todo teatro

Farsa, tragedia, esperpento,
entremés, sainete, “paso”,
marioneta, bululú,
títere, astracán, retablo,
auto, tablado, comedia…
todo es teatro, teatro.
Teatro es la vida infame
o feliz que nos montamos
o nos montan cada día
sin apenas enterarnos.
Teatro es la prosa o verso
de los autores pasmados.
Teatro son los escraches.
Teatro son los desahucios.
Teatro es el Parlamento
que nos mantiene embobados
con sus tramas delegadas
o séase, por encargo.
Teatro es zarzuela y ópera,
ballet, danza, circo y “cuadro”.
Teatro es arte y mentira
juntos como por ensalmo…
En el carro socorrido
de las leyes del teatro
los cómicos de la legua
y de la lengua ensayamos.
Teatro es Esquilo, Eurípides,
Aristófanes, Menandro.
Teatro es Plauto, Terencio,
Séneca, Apuleyo “el asno”,
Pirandello, Bertoldt  Brecht,
Lope, Calderón, “Don Álvaro”,
Moreto, Zorrilla, Lorca,
Moratín y los Machado,
Echegaray, Benavente,
Unamuno, el Valle hidalgo,
Zorrilla, Lorca, Galdós,
Arniches, Alfonso Paso,
Muñoz Seca, los Quintero,
Jardiel y Casona aunados,
Buero, escaleras arriba,
y aquel que… “Del Rey abajo…”
a ninguno  suponía
libre de cuentas y engaños.
La vida es, en consecuencia,
teatro, puro teatro.


91 8470225

   

lunes, 20 de marzo de 2017

La primavera política se retarda



Con tanto cambio a la espera
la primavera política
se ha quedado paralítica,
no llega la primavera.

Corre un aire airado y vano,
no se aclaran los partidos,
cunde un ambiente malsano,
estamos muy divididos.

¿Y de quién la culpa es?
¿de los Jefes o sus bases?
¿de los tórpidos impases
o de uno y otro revés?

¿Quién de todos es más lerdo
en esta confrontación,
el que nunca está de acuerdo
o el que espera otra ocasión?

¿Lo es el trío calavera?
¿Lo son Rivera y Rajoy,
cada cual a su manera,
o Iglesias con su convoy

de “Mareas”y “Comunes”
de Galicia a Cataluña?
Mucho me temo que hoy, lunes,
nos van a meter la cuña.

Primavera es apertura,
respeto, estabilidad,
justicia, igualdad, cultura,
comprensión y libertad.

Y llegados a este punto
de no retorno y consenso,
¿nos dará alguien todo junto?
Difícil lo veo y pienso.       

Primavera se retarda,
es dama bien quisquillosa,
demasiado se la aguarda,
de momento no se posa.

El clima sigue enconado,
brotes verdes no se ven,
mal país nos ha tocado,
no se parece al Edén.

Paraíso, sí, fiscal,
y cueva de corrupción,
no campamento ideal
ni caverna de Platón.        

Primavera, primavera…
saca tus flores al sol
y ponlas en la pradera
del pobre suelo español.


91 8470225

viernes, 17 de marzo de 2017

El paraíso de la infancia

Todo lo que aquí veis, hijos y nietos míos,
es vuestro para siempre, con claridad lo digo:
la casa, los manzanos, los perales,  el pozo
del que se vierte el agua corriendo como un río,
el aire, el sol, los montes, las laderas, el valle,
lo que encierra la cerca de piedras, hito a hito,
la parra, la cañada, los zarzales, el sótano,
las herramientas todas ( hachas, sierras, martillos…),
la piscina rajada tras inviernos nevados,
los pinos con sus nombres y los chopos altivos,
que yo planté con pala y azadón sobre arcilla
más dura que la piel de un cocodrilo,
y las gomas regantes que parecen serpientes,
la carretilla de acarrear chiquillos,
los columpios arbóreos, las sogas espartinas…
y el caminito, el caminito, el caminito
por el que habéis marchado tantos días
cogidos de la mano con amor y cariño,
cantando mil canciones, persiguiendo a las vacas,
buscando minerales, campanillas y grillos.

Aquí me calenté las noches  frías.
Aquí el fuego surgió con sus hechizos
en la ancha chimenea del salón
levantado hasta el segundo piso.
aquí al volver helado de la escuela
escribí con pasión libros y libros:
Blum, Duratón, Riaza, Cega, Eresma,
Cuaderno de Bambú…  y Poeniños…
Aquí Manuel, Mateo, Pablo, Héctor y Alba
jugarán a ser hombres de oficio y beneficio.
Cuidarme los juguetes, los cuadros contemplad,
quereros como hermanos, como os quiero yo mismo.
Y luego en el trabajo, que es el destino humano,
gozad como si el tiempo fuera siempre domingo.
No tengo nada más que advertiros. Tampoco
lo pide esta ocasión, este dulce convivio.
Ahora vayamos todos a darnos un paseo,
a cazar mariposas y hacer el indio.


a.sotopa@hotmail.com

91 8470225


miércoles, 15 de marzo de 2017

Todos a una, Fuenteovejuna



En el tablero de España,
con diecisiete figuras
que a jugar su suerte ensayan
en distintas coyunturas,
discurren como si nada
las regiones a la pugna:
Nobles son las de Castilla,
turbias las de Cataluña,
renegadas las vascuences,
las navarras, batasunas;
tintas las de la Rioja,
bailonas las andaluzas,
las de Aragón, mañas mañas,
y hortelanas las de Murcia;
las de La Mancha, quijotas,
y fabadas las de Asturias;
las de Valencia, falleras,
las gallegas pulpo-pulpas,
y la extensa y poderosa
bicefal Extremadura,
estirada a Portugal
con una querencia mutua
desde los conquistadores
que amasaron mil fortunas;
Baleares y Canarias,
islas distintas y juntas,
paraíso de turistas
al rubio sol y a la luna… ,
y Ceuta y Melilla, proas
de una brava envergadura,
puentes entre Europa y África
y puertos de gracia suma.
¿Cómo unir este desmadre
si es que España sólo es una?
En esas andamos todos
con más o menos cordura.
Apuesto por la hermandad
en paz como una comuna.
Venga, a disipar torpezas,
venga, a limar raspaduras,
que la unión hace la fuerza:
Fuenteovejuna.

91 8470225

viernes, 10 de marzo de 2017

Blesa y Rato, a prisión un rato



¡Qué benigna es la Justicia
del puñetero aparato
de este estado complaciente,
dividido y democrático,
si es que Justicia se llama
a encarcelar solo un rato
a Rato y Blesa, dos “caras”
de muy singular apaño
con las tarjetitas “black”
que un riñón, ay, le ha costado
a la Hacienda, mujer pública
de aqueste país villano!
Y es que siendo quienes  son
sólo seis y cuatro años
les han caído en la trena
para trinar como pájaros,
pero no devolverán
lo que a todos han quitado
con vergonzosa malicia
y avidez a cuatro manos.
Nos parece incomprensible,
nos parece asaz barato,
pues el sentido común
aprecia más grave el daño
que produjeron los dos
con otros tan negros cacos.
Ya que la Justicia no,
porque es ciega y lo ha mostrado,
que el pueblo se lo demande,
Dios los coja confesados.
No más trinques, no más trueques,
no más bastos, no más falsos
monederos traficantes
del tesoro de los bancos.

91 8470225

jueves, 9 de marzo de 2017

Canción triste de la España secuestrada



Acodado en un texto enciclopédico
que dice mucho y más que un breve artículo,
quiero exponeros, cual dictamen médico,
-y sin caer por él en el  ridículo-
un pasquín sonoroso y esproncédico
que os sirva de ayuda y de vehículo
para raer de este país caótico 
todo asomo de cánceres patriótico.

La de este pueblo sociedad orgiástica
bien merece el  azote del plumífero,
la descripción de su putrez  fantástica,
la prescripción letal de algún somnífero
y  la advertencia netamente plástica
de que es gorrón el catalán “mamífero”.
Puesto ya a corregir males endémicos,
comenzaré sin más por los sistémicos:

la siesta, la pereza, el boom alcohólico,
la holganza, el enchufismo, el temple táctico,
la hipocresía ruin del fiel católico,
la falta de sentido útil y práctico,
el solidario afán sólo simbólico
y el descuido del cuido profiláctico.
Estos son los defectos más ridículos
que lleva el español en  los testículos.

Lejos de mí su brava gente hímnica.
Lejos de mí  su porte duro ascético.
Lejos de mí su imitación o mímica .
Lejos de mí  su torpe don profético.
Lejos de mí su extraversión domínica.
Lejos de mí su ímpetu frenético.
Desprecio su carácter, ay, despótico
y su incansable proceder neurótico.

Abandone el estatus hipercrítico.
Mire adelante al tiempo que al pretérito.
Persiga al minotauro ibero-mítico.
No hallará en ello culpa ni  demérito
sino enganche real, hondo y granítico
debido a su anterior título  emérito.
Basta ya de políticos hipócritas
fingiendo ser templados y demócratas.

País que fue de fábula esotérica
no debe de quedar pobre y escuálido
sin una Cataluña periférica  
enfrentada al poder de Rostro Pálido,
y pues que dominó la tierra esférica,
tenga el valor que tuvo, que aún es válido,
y esgrima con destreza en Cataluña
el florete impertérrito que empuña.

Visto a ojos de azor alto y lumínico
y de escritor satírico y metódico,
el panorama se presenta clínico
y en modo  cirujano nada módico.
Pero habrá que vencer al dragón cínico
con un diálogo acorde en lo prosódico.
A ver si de una vez ya los políticos
se manejan en más que en jeroglíficos.

Concluyo y digo sin empaque fálico
que el paciente no aguanta tantos tópicos 
y por eso se ensaña en plan vandálico
desde España hasta los calientes trópicos,
en los que cunde un pavoroso pánico
que arrasará los sueños más utópicos.
Soñar soñamos que la lengua hispánica
se imponga al fin a la actitud vesánica.

91 8470225